Inaceptable sentencia atenta contra la Libertad de Opinión

Fuerza Social expresa su solidaridad con Rafo León y Fernando Valencia

En julio del 2014, Martha Meier Miró Quesada escribió en El Comercio un artículo denominado “El Síndrome de Susy”, en el que opina que todos los colaboradores de la Municipalidad de Lima Metropolitana durante la gestión 2011-2014 son “ineptos” y “franeleros”, y describe a la exalcaldesa, Susana Villarán, como una autoridad fuera de la realidad.

El periodista Rafael León consideró injusto el artículo de Martha Meier, por ser ofensivo contra la persona de la exalcaldesa y no presentar argumentos contra su gestión, y le contestó con un artículo de Caretas titulado: “¿Qué hacemos con la primita?”    Ante ello, la señora Meier, prima del ex director de El Comercio, decidió querellar a Rafo León por difamación agravada ante el Poder Judicial. La respuesta de Meier fue a todas luces desproporcionada, toda vez que en dicho artículo no existe afirmación lesiva al honor de Martha Meier y menos aún difamación, sino la expresión de una opinión libre e informada de un periodista.

Como resultado del proceso judicial, el pasado 3 de mayo, la jueza del 42° Juzgado Penal de Reos Libres de Lima, Susan Coronado Zegarra, ha encontrado culpable a Rafo León de difamación y, en el Día Mundial de Libertad de Prensa, le ha impuesto una reparación civil de S/. 6,000 y un año de control de conducta. Durante ese año, el periodista León estará bajo estricta observación y estará obligado a firmar periódicamente un cuaderno y a informar de sus viajes.

El Comité Ejecutivo Nacional del Partido Descentralista Fuerza Social considera que esta decisión judicial es un gigantesco atropello a la libertad de prensa y al derecho de opinar, además de representar una censura tácita al periodista para presionarlo y silenciarlo. Creemos que el fallo yerra enormemente al equiparar el hecho de emitir una opinión con el acto de difamación. Por lo mismo, rechazamos la decisión de la magistrada, la cual calificamos como una clara violación a las libertades consagradas en la Constitución.

La tendencia es preocupante pues a esta sentencia se suma la recibida por Fernando Valencia (ex director de Diario 16), quien ha apelado la condena impuesta de prisión suspendida por reproducir las declaraciones de Ollanta Humala contra Alan García en la portada del referido diario. Ambos fallos son un atentado a la libertad de opinión y mellan nuestras instituciones democráticas; máxime si se trata de dos periodistas independientes que han sabido marcar la diferencia en un medio caracterizado por la concentración de medios de comunicación.

Denunciamos que el Poder Judicial, más allá del esfuerzo de muchos jueces honestos, una vez más actúa como si estuviera interferido por la perversidad de abogados que litigan con pocos escrúpulos y defienden los intereses de ciertos grupos de poder.

Exhortamos a dicho poder del Estado a cumplir su rol de garante de los derechos fundamentales y esperamos que sus instancias superiores corrijan este inadmisible fallo, que colocan al Perú en las postrimerías de la institucionalidad democrática y lo revelan como un país en el que no se respetan las libertades en las que se fundamenta una parte sustantiva de la democracia.

Manifestamos nuestro total respaldo y solidaridad con Rafael León y Fernando Valencia en esta hora difícil; y hacemos un llamado a los medios de comunicación y a la ciudadanía en general a denunciar esta arbitrariedad y a estar vigilantes en la defensa de nuestra democracia.

 

Comité Ejecutivo Nacional

05 de mayo de 2016

Anuncios